[_Sgdo Corazón de Jesús_] [_Ntra Sra del Sagrado Corazón_] [_Vocaciones_MSC_]
 [_Los MSC_] [_Testigos MSC_
]

MSC en el Perú

Los Misioneros del
Sagrado Corazón
anunciamos desde
hace el 8/12/1854
el Amor de Dios
hecho Corazón
y...
Un Día como Hoy

y haga clic tendrá
Pensamiento MSC
para hoy que no se repite
hasta el próximo año

Los MSC
a su Servicio


Free Sitemap Generator

 

free counters

Domingo 1 de Cuaresma A - 'No sólo de pan vive el hombre' - Catequesis preparatoria para niños: preparemos la Acogida de la Palabra de Dios durante la celebración de la Misa dominical parroquial

 Recursos adicionales para la preparación

Algunas ideas creativas para la Cuaresma

Algunas ideas raras para Cuaresma que harán que seas más santo

 

 

Catequesis I: Tener corazón

Catequesis II: La lucha de la Cuaresma y de toda la vida

 

 

La Palabra de Dios y yo - cómo acogerla
Falta un dedo: Celebrarla

 

 

1. Pasaje bíblico: Mt 4, 1-11

2. Catequesis I : Tener corazón

Meta

Queremos descubrir junto con los niños que el ceder ante las tentaciones es no tener corazón. Esta catequesis puede ser a la vez la primera de una serie que puede continuar durante la Cuaresma con el mismo signo: una cruz grande en la cual los niños fijan los corazones que ellos han conservado en su casa durante la semana. A la vez podemos entregarles una especie de programa escrito en el corazón para que actúen concretamente durante la Cuaresma. La conversión es ante todo un gesto de amor, un gesto de corazón.

2. 1. La  Catequesis

¿Tiene corazón?

Un joven comenzó a trabajar de aprendiz de panadero. Ya que era muy aplicado e inteligente aprendió rápidamente no sólo hacer pan sino también tortas y toda clase de postres. Apenas que le dieron su título se armó su propia panadería. Pero nunca abrió la puerta. ¿Sabe lo que hizo? Pues bien, hizo pan y tortas y toda clase de dulces solamente para el mismo. Sólo el comió las cosas ricas que preparaba. ¿Tenía un corazón para los demás?… (No).

Un chico pensaba: “Mis padres me quieren. Así que puedo estar seguro que siempre me van a cuidar”. ¿Saben lo que hizo? Cuando se descuidaban un momento el subió a la azotea, lanzaba unos créditos y saltaba hacia abajo. Sus padres tenían que correr para recibirlo en los brazos para que no se hiciera daño cayendo en el suelo. De manera que sus padres vivían en continuo sobresalto porque nunca sabían cuando le iba a ocurrirle a su hijo el momento para saltar. ¿El chico tenía un corazón para sus padres?… (No).

Una chica se juntaba con un grupo de otras niñas porque le parecía que con ellas sería divertido pasar el tiempo libre. Las veía siempre tan distinta y todas llevaban una cadena de oro. La mayor le dijo: “si quieres formar parte de nuestro grupo, entonces tienes que obedecer en todo. No importa lo que diga la profesora o lo que digan tus padres. Tú tienes que obedecerme sólo a mí, no importa lo que pase. Si lo haces te voy a regalar una cadenita de oro como la tienen las demás y puedes formar parte de nuestro grupo”. La niña estaba de acuerdo, hizo un juramento muy solemne de obedecer solamente a la mayor y nadie más. Desde este momento ella no escuchaba lo que decían sus padres o sus profesoras. Solamente escuchaba lo que decía la mayor del grupo. ¿Tenía un corazón para sus padres o sus profesoras?… (No).

Ahora piensen un poco, ¿quisieran ustedes que cualquiera de las tres personas de las que les he hablado sería su hermanito o su hermanita? Piénsenlo: el primero hace cosas ricas solamente para ¿? … (El mismo). El segundo mantiene en zozobra a toda la familia y la tercera no quiere escuchar a nadie más que a la mayor del grupo. ¿Quisieran ustedes que sean sus hermanos?

Ahora vamos a escuchar de otra persona y vamos a preguntarnos si tiene corazón y si quisieran tenerla como hermano.

Se lee el Evangelio

Jesús tiene corazón.

Jesús sabía hacer milagros. ¿Ustedes recuerdan algún milagro que él ha hecho?… (…). Estos milagros, ¿los ha hecho para sí mismo o para otros?… (Para otros). Siempre para otros. Esto quiere decir que Jesús tiene ¿?… (Corazón). Y en el desierto cuando siente hambre, el diablo le dice que haga un milagro ¿para quién?… (Para el mismo). Es como no tener corazón. ¿Y qué dice Jesús?… (Que uno no vive sólo de pan sino de cada palabra que sale de la boca de Dios).

Luego Satanás quiere que Jesús se tire del ¿?… (Templo). Esto sería como preocupar a Dios su padre, como tentarlo. Hacer este milagro de saltar hacia abajo y no hacerse daño sería frente al su Padre celestial no tener ¿?… (Corazón). Y Jesús ¿qué dice?… (No hay que tentar a Dios). Al final el diablo le dice que obedezca no al padre de los cielos sino a quien ¿?… (Al diablo). Esto sería como no tener corazón para con su Padre. ¿Qué dice Jesús?… (Hay que obedecer a Dios). Nos damos cuenta que Jesús tiene corazón. Por eso vamos ahora a colocar en el centro de la Cruz que hemos preparado un corazón grande porque Jesús siempre tiene ¿?… (Corazón). ¿Quisieran ustedes tenerlo como hermano?… (Siiiiii).

Nosotros también queremos tener corazón.

Ahora bien, nosotros ¿cómo queremos ser interrogación ¿cómo los tres de los que he contado al comienzo?… (Nooooo). De ninguna manera. Ellos no tienen ¿?… (Corazón). Jesús es diferente. El tiene ¿?… (Corazón). ¿Quisieran tenerlo como hermano?… (Siiiii). Entonces también nosotros para ser hermanos de Jesús necesitamos tener ¿?… (Corazón).

Les voy a dar a cada uno en este momento un corazón en el cual escribirán su propósito de cómo van hacer para ser hermanos de Jesús y cómo hacer para tener corazón. Lo traen  la próxima vez y lo vamos a fijar en la Cruz junto con el corazón de Jesús.

Nota: Para cada semana de Cuaresma se les puede dar un corazón con  su programa. Ellos escogen una de las sugerencias para aplicarla en la vida diaria. Los corazones que ellos utilizan para anotar sus propósitos, las traen y en el momento de la próxima catequesis pueden pegarse junto al corazón de Jesús, previo apunte del propósito, por supuesto.

En la hoja pueden ofrecerse las siguientes sugerencias. Seguramente usted tendrá mejores ideas para insertarlas.

TENER CORAZÓN

Jesús tuvo un corazón para nosotros    
Mi agenda cuaresmal de la semana      
Nosotros también queremos tener un corazón como él

YO PUEDO

YO PUEDO

Quedarme sentado delante el televisor

Sentarme en un lugar tranquilo y pensar en lo que recuerdo del evangelio o leer un trozo

Quedarme en la cama hasta muy tarde

Levantarme y rezar y hacer algo para los demás

Pasarla cómodamente

Ayudar en casa

Jugar toda la tarde

Ir a la Iglesia y rezar un rato

Mirar toda clase de programas de TV

Leer un buen libro

Fastidiar a las personas

Dar a alguien una alegría

Pensar en nada especial

Recordar lo bueno y lo malo de la semana que pasó

Contestar y pelear

Pedir perdón cuando he reaccionado mal

Tú mismo puedes añadir dos o más posibilidades

 

 

 

 

MI PROPÓSITO

_____________________________________________

Pide permiso para pegar esta hoja encima de tu cama o en la puerta de tu cuarto.

Si quieres puedes marcar con lápiz  lo que llevaste a la práctica.

No olvides apuntar tu propósito cuaresmal para … días o para toda la semana.

 

Vea una muestra

 

 

 

2.2  Catequesis II:

La lucha de la Cuaresma – y de toda la vida.

Se cuenta lo siguiente de un viejo ermitaño, es decir, uno de esas personas que por amor a Dios se refugian en la soledad del desierto, del bosque o de las montañas para solamente dedicarse a la oración y a la penitencia. Se quejaba muchas veces que tenía demasiado que hacer. La gente preguntó cómo era eso de que en la soledad estuviera con tanto trabajo. Les contestó: "Tengo que domar a dos halcones, entrenar a dos águilas, mantener quietos a dos conejos, vigilar una serpiente, cargar un asno y someter a un león". "No vemos ningún animal cerca de la cueva donde vives. ¿Dónde están todos estos animales?"  Entonces el ermitaño dio una explicación que todos comprendieron. Porque estos animales los tienen todos los hombres, ustedes también. 

"Los dos halcones son mis ojos. Se lanzan sobre todo lo que que se les presenta, bueno y malo. Tengo que domarlos para que sólo se lancen sobre una presa buena. Los dos águilas con sus garras hieren y destrozan. Tengo que entrenarlos para que sólo se pongan al servicio y ayuden sin herir. Son mis dos manos. Y los conejos quieren ir adonde les plazca, huir de los demás y esquivar las cosas difíciles. Tengo que enseñarles a estar quietos aunque haya un sufrimiento, un problema o cualquier cosa que no me guste. Son mis dos pies. Los más difícil es vigilar es la serpiente aunque se encuentre encerrada en una jaula de 32 varillas. Siempre está lista para morder y envenenar a los que la rodean apenas se abra la jaula. Es mi lengua. Si no la vigilo de cerca hace daño. El burro es muy obstinado. No quiere cumplir con su deber. Pretende estar cansado y no quiere llevar su carga de cada día. Es mi cuerpo. Finalmente necesito domar el león. Quiere ser rey, quiere ser siempre el primero, es vanidoso y orgulloso. Es mi corazón.

 

La Catequesis

Se trata de revisar con los niños las cosas malas y buenas que pueden hacer los animales de nuestro "zoológico"  y luego cada uno formula los propósitos respecto a  qué animales tiene que vigilar especialmente y cómo procederá para domarlos. Es importante subrayar que todo se realiza por amor a Dios y con su ayuda porque somos débiles. Quizás se les puede hablar también de las armas  de la cuaresma - el ayuno, la limosna y la oración -  y de la manera cómo los niños puede utilizarlos para dominar a la pandilla de sus animales.

 

 

                                                                                                                                                                                                                      

 

 

 

 

 

Queremos ayudar  a que los niños, por medio de  la catequesis dominical, puedan compenetrarse de la Palabra de Dios proclamada durante la Misa Dominical Parroquial. De ningún modo queremos dar pie al terrible malentendido como si pretendiéremos colaborar en sustituir la Misa Dominical de la Comunidad Parroquial con una Misa para Niños. 
Tenemos   una seria acusación al respecto.

 

 

 

 



[_Principal_]     [_Aborto_]     [_Adopte_a_un_Seminarista_]     [_La Biblia_]     [_Biblioteca_]    [_Blog siempre actual_]     [_Castidad_]     [_Catequesis_]     [_Consultas_]     [_De Regreso_a_Casa_]     [_Domingos_]      [_Espiritualidad_]     [_Flash videos_]    [_Filosofía_]     [_Gráficos_Fotos_]      [_Canto Gregoriano_]     [_Homosexuales_]     [_Humor_]     [_Intercesión_]     [_Islam_]     [_Jóvenes_]     [_Lecturas _Domingos_Fiestas_]     [_Lecturas_Semanales_Tiempo_Ordinario_]     [_Lecturas_Semanales_Adv_Cuar_Pascua_]     [_Mapa_]     [_Liturgia_]     [_María nuestra Madre_]     [_Matrimonio_y_Familia_]     [_La_Santa_Misa_]     [_La_Misa_en_62_historietas_]     [_Misión_Evangelización_]     [_MSC_Misioneros del Sagrado Corazón_]     [_Neocatecumenado_]     [_Novedades_en_nuestro_Sitio_]     [_Persecuciones_]     [_Pornografía_]     [_Reparos_]    [_Gritos de PowerPoint_]     [_Sacerdocip_]     [_Los Santos de Dios_]     [_Las Sectas_]     [_Teología_]     [_Testimonios_]     [_TV_y_Medios_de_Comunicación_]     [_Textos_]     [_Vida_Religiosa_]     [_Vocación_cristiana_]     [_Videos_]     [_Glaube_deutsch_]      [_Ayúdenos_a_los_MSC_]      [_Faith_English_]     [_Utilidades_]